Antología de cierres líricos

Seguro que algún día, cansado y aburrido, / compartirás con alguien un nuevo amanecer / trabajo de banquero bien retribuido / tu madre con anteojos volverá a tejer.

Malos tiempos para la lírica, cantaban Germán Coppini y Teo Cardalda en los años 80. Eran jóvenes y apenas podían prever que 30 años después, todos calvos, estos tiempos impredecibles les iban a coger, como a todos nosotros, jóvenes y viejos, con el paso cambiado. Tiempos muy malos para quienes aún se empecinan a tocar la flauta como Hamelín.

Las ratas corren por la penumbra del callejón / Tu madre baja con el cesto y saluda.

Porque la flauta no ha sonado para la mayoría de quienes trabajan en el sector turístico de este país, España, que no acaba de variar el ritmo de su pasodoble, pese a las continuas advertencias de quienes anticipaban otro compás menos melódico y tan sinfónico como la Patética de Beethoven.

En fin, todo esto para decir que la cadena Prestige cierra su recién estrenado –1 de enero de 2009, 32 millones de euros de inversión- hotel de Lucena, Córdoba, y que ya van unos cuantos después de su fracasado desembarco en Barcelona con aquel flamante hotel boutique del Paseo de Gracia. No menos sonada ha sido la retirada de la multinacional Hilton en Valencia, que tantas esperanzas depositaba en eventos deportivos tan sonoros como la Fórmula Uno y, algo menos estruendosa, la Copa América de Vela. Hyatt abandona en Madrid. Westin se va de Málaga. Ritz Carlton huye de la Costa del Sol. Six Senses ya hace tiempo que abortó su insensato proyecto de Jafre, en la Costa Brava.

El azul del mar inunda mis ojos / El aroma de las flores me envuelve / Contra las rocas se estrellan mis enojos / Y nuevas sensaciones me devuelven.

Malos tiempos para una lírica construida a pelotazo limpio. Goleada del fracaso que, lamentablemente, nos termina de contaminar a todos. Porque este dislate que se ha ido generando en la costa, en el interior, en las ciudades, como castillos en el cielo, no tiene otra

terapia –lo hemos señalado muchas veces desde las Jornadas Hoteleras de Jávea– que el cierre del 20 o el 25 por ciento de la planta hotelera en España. Y si estas previsiones no se cumplieron en 2009 fue por causa de un erróneo aplazamiento de las tareas pendientes, cuando no de una inviable refinanciación de las deudas contraídas en el sí bemol de esta ópera infausta para el sector hotelero español.

masas_playa1 Pero ya estamos observando cómo indefectiblemente el cerrojo se echa para muchos, justa o injustamente, a lo largo de este 2010. La suerte está echada, por mucho lifting que algunos se empeñen en aplicar a sus obsoletos establecimientos. Por ejemplo, el recién maquillado Iberostar Royal Cupido, en el basural de la Playa de Palma (no lo digo yo, lo ha denunciado el ex ministro de Turismo y actual presidente de las Cámaras de Comercio, Javier Gómez Navarro). Por toda estrategia, este hotel del grupo Iberostar ha acometido la redecoración completa de sus seis plantas y el adelgazamiento de sus 197 cubículos playeros en… solo 10 habitaciones –¡todo un logro de la cirugía balear!– con idea de transformarlo en un hotel urbano. Y conste que no me parece mala la iniciativa, sino insuficiente y caduca.

Porque tal vez se pueda salir de esta crisis con un hipotético crecimiento demográfico de nuestras ciudades. Tal vez se pueda reordenar la ingente promiscuidad alojativa del medio rural. Pero la costa, ¡ay, el Mediterráneo!, solo la podría sanear ya un terremoto inocuo con las personas y devastador con el ladrillo. No es que yo lo quiera, pero no encuentro otro remedio más expedito para resolver el problema de su congestión. Ni la Playa de Palma, ni la Costa Blanca, ni otros tramos del litoral saldrán de ésta sin una actuación rigurosa de esponjamiento hotelero. Se podría pensar en exprimir aún más el útil material de sus edificios con vistas al mercado chino, pero esto ya sí que me parece un cuento chino. Una antología de cuentos chinos.

Maos tiempos para la lírica / Maos tiempos para la lírica / Maos tiempos para la lírica / Malos, muy malos.

Fernando Gallardo |

Comparte este artículo: Twitter Facebook Buzz LinkedIn

2 comentarios en “Antología de cierres líricos

  1. Coincido en el lifting del Cupido, el cual he tenido ocasión de visitar esta semana de mano de sus responsables. Pero no coincido demasiado en el tema basural, por diversas razones:
    a/responsabilidad ante los TTOO: así no se incentivan las ventas
    b/educación ante inocentes trabajadores que no tienen la culpa de nada
    c/porque si mal está la PdP – lo está, no lo niego – peor está una gran parte de la planta hotelera de otros destinos, sobretodo por su coste al consumidor.Por educación, omito nombres. En cambio, Gómez-Navarro calla y otorga: él sabrá porqué.
    d/ una persona que habla tan duramente de un destino y no demuestra ese mismo rasero crítico para con los demás no es tan objetivo como quisiera y – esto ya es un tanto a nivel de RR.PP. – su cargo debería hacerle moderar sus intervenciones públicas
    Mercado chino: estoy de acuerdo en que no bastaría para llenar al 25-30% de la planta hotelera española presuntamente sobrante. Pero ojo al mercado de GL y el país asiático: quizás pronto se vean hoteles españoles de rancio abolengo en manos chinas… Y a la larga, quizás servidos por recepcionistas orientales.

  2. Añado a la lista la huida de Westin y Sheraton del Rafael de Faula de Benidorm, y coincido con Fernando aunque comprendo bien a Bernat. La palabra basural, aunque no guste es un adjetivo que se puede aplicar perfectamente a muchos lugares de nuestra costa, pero también montaña y ciudad que ya comenté hace unos días en otro post. La última vez que salí en barco en un lugar español del Mediterráneo en Agosto pude recojer con mis manos los restos de la sandía arrojados al agua de algún barco de recreo y de vez en cuando me paseo por una playa mediterránea de cuyo nombre no quiero acordarme y me dedico con mi mujer a recojer en una bolsa los restos basuriles que las máquinas del ayuntamiento no han podido pescar. Al final el baño “turco” va a estar más fino que el nuestro y se está llevando unos cuantos clientes. Sorry.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s